• El honor de los filósofos, de Víctor Gómez Pin

    Víctor Gómez Pin
    El honor de los filósofos
    Editorial Acantilado
    598 páginas
    26€

    Sí, ya sé que no voy a decir nada novedoso con esto, y que un don nadie como yo lo que diga tampoco va a marcar un antes y un después en vosotros, pero soy un apasionado y fiel lector de las obras que publica la editorial Acantilado. Y no es una confianza gratuita porque soy muy consciente del excelente criterio que tienen al escoger las obras y del tremendo trabajo que hay por parte de la editorial para llevar al lector un libro excelente.

    Es por eso que cuando voy a una librería, si veo el inconfundible lomo de una obra de Acantilado lo tengo que coger, hojearlo y luego ojearlo. En una de las visitas que hago a la librería El Puente vi El honor de los filósofos, de Víctor Gómez Pin, y me dije que tenía que llevarme ese libro. ¿Y sabéis qué paso? Que no me lo llevé porque se acercaba la Navidad y lo iba a pedir a mi querido amigo invisible. Y sí, el amigo invisible hizo caso a mis no sutiles indirectas y me compró El honor de los filósofos.

    Reseña

    Cuando escogí esta obra de Víctor Gómez Pin jugaba con ventaja porque ya conocía la calidad de su trabajo; y con esta publicación no defrauda. En esta ocasión nos trae a más de treinta filósofos que sufrieron la persecución de sus conciudadanos o de los poderes públicos. Cada uno de los protagonistas se mantuvieron fieles a su doctrina, y la siguieron hasta las últimas de las consecuencias. El autor nos dice en su prólogo: «En todos ellos, el objetivo incondicionado, la irrenunciable causa final, parece haber sido mantener la respiración del espíritu mientras hubiera el menor resquicio que lo posibilitara».

    Cada uno de los filósofos se muestran como los máximos representantes de la nobleza y entereza de espíritu; vamos, lo que es ser un filósofo, pero qué es un filósofo. Gómez Pin nos describe al filósofo como «[…]una disposición de espíritu que, de hecho, puede darse en alguien dedicado a una disciplina diferente».

    A pesar de las circunstancias, y ante la insistencia de la ortodoxia en la que invitaba al filósofo a abandonar su derecho a pensar, estos se mantuvieron firmes: «[…]la historia de la filosofía está llena de nombres de personas que mantuvieron la entereza en circunstancias que hacían extremadamente difícil guardar fidelidad a las exigencias del pensamiento».

    En esta obra el lector va a tener la posibilidad de entender la filosofía como la plasmación del esfuerzo humano por entender la naturaleza de las cosas y los inconvenientes que tenía ser un libre pensador en una época en la que la filosofía no estaba bien vista.

    Es posible que echéis en falta algún mártir del pensamiento en la obra, pero pienso que Víctor Gómez Pin ha contado la historia de los máximos representantes del pensamiento, los que sin ningún tipo de duda merecen ser honrados por sus virtudes, si integridad y su firmeza.  

    Mi experiencia

    Es difícil describir mi experiencia en una sola palabra con esta lectura. He aprendido muchísimo sobre algunas doctrinas filosóficas que desconocía, he refrescado las historias de algunos filósofos que ya conocía y he disfrutado mucho con las doctrinas y los filósofos que ignoraba. Pero si tuviese que describir mi experiencia de esta lectura con esa palabra que siempre busco, quizás sería humillante. Tened en cuenta que a lo largo de esta obra vais a leer vidas tan íntegras como la de Giordano Bruno, Simone Weil, Hipatia o Miguel Servet, y la pregunta que más me hacía era «¿Yo sería capaz de ser tan íntegro como estos personajes?», y en un ejercicio de sinceridad con uno mismo la respuesta que encuentras es un rotundo no. Además esta obra es una forma perfecta de ilustrar la expresión «libre pensador», tan degenerada hoy en día con la que se denomina a cualquier persona que dice una idea peregrina y que encuentra oposición.

    Cuando termino una lectura me gusta buscar una palabra que englobe mi experiencia con el libro. Para esta obra ha sido difícil encontrarla, pero creo que la más exacta sería humillante. Me explico. He aprendido mucho sobre las doctrinas de los filósofos que ha escogido Gómez Pin, he refrescado lo que ya sabía de algunos y he disfrutado con los doctrinas filosóficas que ignoraba. A pesar de esto, siempre tenía en mi mente una pregunta al final de cada capítulo, y era: ¿yo sería capaz de ser tan íntegro como este filósofo?

    En un ejercicio de sinceridad con uno mismo, la respuesta que encontraba al final de cada uno de los capítulos era «no». ¿Cómo voy a pensar que sí sería capaz de ser como Simone Well, Hipatia, Miguel Servet o GIordano Bruno? Yo me considero una persona con mucha autoestima, pero, claro, siendo sincero me veía que en las situaciones donde se le pide a uno demostrar de qué pasta está hecho, me veía a mí siendo de arcilla.

    Esta es una obra que recomendaría a todo el mundo. No importa cuánto sepas de historia o de filosofía, porque el autor ha sabido contextualizar muy bien. Además, si no quieres leer toda la obra del tirón, puedes leer únicamente los capítulos que más te interesen. Aunque os digo que todos son muy interesantes.

    Citas

    «En múltiples lugares, y muy diversas situaciones políticas y culturales, se ha denunciado la marginación de la filosofía en el sistema educativo».
    «En el acto de pensar está encerrada toda la esperanza» Cita de Max Horkheimer.
    «Nos brindaron una lección de moral sin necesidad de redactarla». Cita de Georges Canguilhem.
    «La única amenaza que Alejandro concibe no es la de los príncipes hindúes con sus millones de elefantes, sino la de Calístenes y Grecia: «no eres un dios».» Cita de André Malraux.
    «La Libertad era a tal punto considerada por Aristóteles como condición de la realización del ser humano que el estatus de esclavo equivalía para él a haber sido repudiado de la humanidad». 

    Entrevista a Víctor Gómez Pin

    Y aviso para navegantes que amen la filosofía. Cuídense de aquellos lugares que se autodenominan escuelas de filosofía a la manera clásica. Algún día hablaremos de esto.

  • El lápiz del carpintero, de Manuel Rivas

    Manuel Rivas
    El lápiz del carpintero
    Editorial Punto de lectura
    170 páginas
    9.95€

    La narrativa contemporánea española ha tenido sobre sí la sombra de nuestra historia más reciente. La Guerra Civil Española forma parte del alma narrativa del siglo XX y XXI, y seguirá formando parte de nuestra narrativa porque es un género que cuando parece sobreexplotado aparece alguien como Manuel Rivas para abrir las ventanas de ese cuarto que ya olía a rancio y le da un aire fresco y renovado.

    Leer más
  • Fahrenheit 451. Ira y fuego

    451º Fahrenheit: la temperatura a la que el papel de los libros se inflama y arde.

    Ray Bradbury
    Fahrenheit 451
    Editorial DEBOLS!LLO
    180 páginas
    12,95€

    Reseña

    Alguien debería llamar a Zygmunt Bauman y decirle que se le ha derramado un poco de Modernidad Líquida en Fahrenheit 451. ¡Qué distopía más trepidante! Tiene todos los elementos que debe tener una distopía, pero antes de desgranar la obra sería interesante contextualizarla. El año 1947 es clave para la historia del mundo pues marca el inicio de la Guerra Fría. Dos grandes potencias mundiales enfrentadas y bajo la amenaza constante de destruirse mutuamente. Seis años más tarde del inicio del conflicto Ray Bradbury publica Fahrenheit 451. La obra ha nacido y crecido bajo la influencia de la Guerra Fría, y esto se percibe a lo largo de toda la obra.

    Leer más
  • George Orwell: 1984

    George Orwell, 1984. Barcelona, DEBOLS!LLO, 2016, 350 pp.

    George Orwell poseyó una de las voces más lúcidas y ricas en matices del siglo XX: estudiante en Eton, policía imperial británico en Birmania, lavaplatos en París, librero en Londres, miliciano del POUM, corresponsal de la BBC, editor literario y columnista. Vertió toda su experiencia en crónicas, ensayos y novelas de lectura imprescindible.

    Leer más
  • Almudena Grandes: Los pacientes del Doctor García

    Almudena Grandes, Los pacientes del doctor García. Madrid, Editorial Tusquets, 2017, 768.

        Tras la victoria de Franco, el doctor Guillermo García Medina sigue viviendo en Madrid bajo una identidad falsa. La documentación que lo libró del paredón fue un regalo de su mejor amigo, Manuel Arroyo Benítez, un diplomático republicano al que salvó la vida en 1937.

    Leer más
  • error: Content is protected !!